Stairway to Heaven: 40 años de un clásico

Tiene el inmenso honor de ser la canción más radiada de la historia, la balada rock más grande de todos los tiempos, el himno preferido por los jóvenes que marcaron una generación y la oscura composición sobre la que siguen girando diversas interpretaciones que alimentan continuamente su leyenda. Con los recuerdos propios de un éxito inmortal, “Stairway to heaven” acaba de cumplir 40 espléndidos años y lo hace a lo grande, presentándose orgullosa ante los nuevos seguidores y manteniendo su categoría de obra maestra a través de 8 impresionantes minutos de delirio y auténtico rock clásico.

stairway_to_heaven“Stairway to Heaven” se estrenó el 8 de Noviembre de 1971, como cuarto corte del imprescindible vinilo sin título oficial, aunque conocido como “Led Zeppelin IV”, una joya en la discografía de la banda londinense que rápidamente se convirtió en el segundo disco más vendido de toda la década (únicamente superado por “The Wall” de Pink Floyd) y ocupa en la actualidad el cuarto puesto entre los trabajos más importantes de la historia gracias a sus 15 millones de copias despachadas. Eso sí, el éxito en ventas del álbum se debió en parte a la acertada estrategia del grupo al decidir no comercializar la canción en formato single, obligando de esta forma a todos los seguidores a comprar el LP si querían hacerse con esta brillante y mítica pieza. Aún hoy se asegura que continúan vendiéndose unas 4.000 copias a la semana de este disco en todo el mundo.

“Stairway to Heaven” habla de una extraña dama de nombre desconocido que fue inspirada a Roblert Plant por el libro “Magic Arts in Celtic Britain” de Lewis Spence. Desde el mismo día de su estreno, la canción ha dado lugar a numerosas y variadas interpretaciones que la sitúan en el mismísimo centro de una serie de rumores relacionados con el satanismo y la magia negra.

La letra está escrita en tercera persona y hay quien asegura que la frase “y está comprando una escalera al cielo” simboliza un suicidio, aunque en realidad el camino de la dama no sería al cielo, sino al infierno por haberse quitado la vida. La muerte aparece en la frase en la que el narrador recuerda la incineración de la protagonista: “en mis pensamientos he visto anillos de humo a través de los árboles, y las voces de los que se quedan mirando”, haciendo después referencia al diablo en “si nosotros llevamos la batuta, el flautista nos conducirá a la razón y amanecerá un nuevo día para los que resistan”. En “si hay dos caminos por donde puedes ir, pero en la larga carrera aún hay tiempo para cambiar tu ruta”, podríamos entender que la fallecida se encuentra en el purgatorio y el mal trata de convencerla, algo que queda más claro en “el flautista te llama para que te unas a él”. Finalmente, las almas del infierno hablan del gran poder de la dama para evadir el inframundo: “Y mientras serpenteamos por el camino, nuestras sombras más grandes que nuestras almas, por ahí anda una dama a la que todos conocemos, que irradia luz blanca y quiere enseñar como todo aún se convierte en oro”.

Desde el mismo momento de su estreno y dando pie a otras muchas hipótesis y rumores, irrumpió con fuerza otra leyenda urbana que afirmaba distinguir una serie de mensajes satánicos al girar el disco en sentido inverso. Sin miedo a destrozar el vinilo, aún son muchos los que reproducen al revés la estrofa “If there’s a bustle in your hedgerow, don’t be alarmed now. It’s just a spring clean for the may queen. Yes, There are two paths you can go by, but in the long run. There’s still time to change the road youre on” para descubrir que, con mucha imaginación, puede escucharse lo siguiente: “Oh here’s my sweet Satan. The one whose little path would make me sad, whose power is Satan, He’ll give you 666. There was a little tookshed where he made us suffer, sad Satan”. Los miembros de la banda salieron al paso inmediatamente para despedir este hecho sin fundamento asegurando que los supuestos mensajes satánicos eran sólo un producto nacido en la imaginación de sus seguidores, aunque bien es cierto que han contribuido a aumentar el misterio que rodea a una de las canciones más importantes de todos los tiempos.

Cuatro décadas no son nada para “Stairway to Heaven”. Como ocurre con los buenos vinos, este clásico de Led Zeppelin parece mejorar con el paso de los años. El solo de Jimmy Page con su Gibson SG roja de doble mástil sigue poniéndonos los pelos de punta, la voz de Robert Plant nos hace sentir de nuevo las emociones del día que lo escuchamos por primera vez y sus ocho minutos de duración nos siguen sabiendo a poco. Así se forja la leyenda de un temazo por el que no pasan los años, la balada rock por excelencia, una composición imprescindible en la colección particular del melómano más exigente que con su inconfundible melodía ha ido dando forma a la banda sonora de toda una vida. Así es “Stairway to Heaven” y así seguirá siendo dentro de otros cuarenta años más, porque sin ninguna duda… los grandes temas nunca pasan de moda.

http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=9Q7Vr3yQYWQ

JULIO JESÚS TÉBAR


Tagged , . Bookmark the permalink.

4 Responses to Stairway to Heaven: 40 años de un clásico

  1. Herminio says:

    Lo has “bordao” Julio. Magnífica entrada de una de las creaciones mas sensibles e impresionantes de Led Zeppelin. Este es uno de los temas que han conformando la banda sonora de toda una generación ahora ya “sesentones” o casi; sin olvidar Black dog y Rock and Roll del mismo L.P. Aunque en esta versión en directo que has puesto, Robert Plant no “aulla” como en la original. Excelente blog, Julio, enhorabuena.

  2. José Juan says:

    Gran artículo dedicado a una de las grandes obras maestras de la historia de la música. Siempre me ha vuelto loco “Stairway to heaven” y el recorrido que haces aquí me ha encantado. Como dice Herminio en el comentario anterior, “Black dog” y “Rock and Roll” también son geniales, sin olvidar “Four Sticks”, que es otra de mis favoritas del cuarto disco. Pero, sobre todo, siempre será recordado por esta magnífica Escalera al Cielo. Un saludo, Julio. Y felicidades por tu blog.

  3. Santi says:

    En una palabra: GRANDIOSO el tema de Led Zeppelin y grandioso tu artículo. Había oído hablar de su posible significado satánico, pero no sabía los detalles. Gracias, Julio. Y enhorabuena. Un saludo desde Gijón.

  4. vicente326 says:

    Aunque la carrera de Led Zeppelin está plagada de éxitos, siempre he pensado que no hubiera sido lo mismo sin “Stairway to heaven”. Muy buen recorrido por este clásico. Excelente artículo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.